15 de junio de 2011

Palimpsesto urbano


Algunas paredes son enormes palimpsestos. Semana a semana se suman apellidos, fechas, cargos, todo escrito con maravillosas letras que nacen veloces y gigantes sobre finas capas de cal diluida.

La sofisticación de las campañas, la explotación de los nuevos medios dospuntocero y la diversificación de piezas y herramientas no han logrado reemplazar a la eterna pinceleta ni a la agilidad de los señores que, generalmente de noche, se encargan de anunciarnos a todos quién será el nuevo elegido.

No hay comentarios.: